¡Que le den el maillot de mejor joven!

El blog de Ainara Hernando
¡Que le den el maillot de mejor joven!
¡Que le den el maillot de mejor joven!
Ainara Hernando
Votar
0 votos

Y cuando parece que ha llegado a su techo, cuando da la impresión de que ha alcanzado su propia cima, que ya no tiene límites por superar, que ya no puede ser mejor, que la última ha sido la más impresionante y espectacular resulta que no. Que nos vuelve a maravillar, que vuelve a exhibirse, que vuelve a dejarnos a todos boquiabiertos, que se supera a sí mismo. Y que encima lo hace con una facilidad pasmosa tal que en vez de una carrera ciclista, a veces parece un videojuego.

Y sí, no podemos estar hablando de ningún otro que de Alejandro Valverde.

Porque su última –o digamos penúltima, que con él siempre hay una más por llegar siempre- exhibición en la Volta a Cataluña (no digo demostración, pues él no tiene ya nada que demostrar) ha sido descomunal. Porque al minuto que apareció reflejado en la clasificación general final sobre Alberto Contador que fue segundo habría que añadirle otro más, el que asestó todo el Movistar en la crono por equipos a casi todas las escuadras rivales y que les fue penalizado a cada uno de los integrantes de la escuadra telefónica por los supuestos empujones que se dieron durante la etapa. 

La rabia contenida de todos, especialmente de Valverde que salió esa tarde como el más reforzado y con la Volta prácticamente en el bolsillo, más unas piernas en estado de gracia hicieron un cóctel explosivo para provocar uno de los mayores espectáculos que nos ha brindado el murciano en una vuelta de una semana, quizá solo comparable a la Vuelta a Andalucía del 2014 que también ganó.

Tres etapas, sin contar la crono por equipos de Banyoles, la general y la clasificación de la montaña fueron para Alejandro Valverde junto a la clasificación por equipos del Movistar. Vamos, que lo único que no ganó, por acabar más rápido, fue la clasificación de los sprints que fue para Pierre Rolland y la de mejor joven que fue para Marc Soler. 

Y que me perdone el bueno de Marc, que qué maravilla que haya llegado, que esté eclosionando, que nos ilusione y nos motive, que nos haga creer que de verdad hay relevo para nuestro ciclismo pero vamos…que hasta el maillot de mejor joven se lo pueden dar a Valverde, porque así es como se siente, joven. Y también, claro, porque a ser el mejor, pocos le ganan. Tanto encima de la bicicleta como cuando se baja de ella.

Porque Valverde es como el vino, conforme pasan los años mejora. 103 victorias hace desde aquella primera suya (y qué ilusión que la consiguiese en Vitoria, a 50 metros de la casa de quien firma).

Habiendo pisado los podios de las tres grandes vueltas ocho veces en total, con 14 victorias de etapa en Giro, Tour y Vuelta, seis medallas en Campeonatos del mundo, tres monumentos, quince vueltas de una semana y tres campeonatos de España por citar a grandes rasgos su tremendo palmarés, Valverde ya no tiene nada que demostrar y aún así, sigue siendo “el Imbatido”. Este año, parece, más que nunca. 

Las dos vueltas de una semana que ha corrido esta temporada las ha ganado, igual que la Vuelta a Murcia, y ha sido segundo en una jornada de la Challenge de Mallorca y noveno en otra, la única carrera que no le ha visto alzar los brazos en este 2017. Sin la presión de sus años de consolidación en los que buscaba y perseguía objetivos, Alejandro Valverde se ha quitado la coraza, corre por placer, entrena para disfrutar, se cuida porque le gusta hacerlo y con esa fórmula su resultado es este: es aún mejor ciclista de lo que ya era antes.

Con él nunca se pasa esa sensación de que lo mejor está por llegar. Basta verle la felicidad con la que se cuelga un dorsal. Es la felicidad propia de un juvenil cumpliendo el sueño de su vida, ser ciclista. Valverde sigue haciéndolo realidad día a día, desempeñando cualquier labor. Cuando tiene que ponerse a disposición de su líder, es el primer gregario entregado. El que a la hora de ganar, sigue siendo El Imbatido.

Y ahora llega la Vuelta al País Vasco y claro, Alejandro Valverde va a correrla, porque eso de quedarse en casa sin competir no va con él. Y por supuesto, será uno de los grandes favoritos junto a Contador, a quien ya ha ganado en la Volta, Sergio Henao y Ion Izagirre para ganarla. Una Vuelta al País Vasco menos dura que otros años donde al murciano lo que más le puede afectar, si es que se da, es el mal tiempo. Aún así, yo ya tengo favorito para la Itzulia, ¿y vosotros?

Comentarios

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.