Felipe “Orts” Categorie

El Blog de Luis Pasamontes
Felipe “Orts” Categorie
Felipe “Orts” Categorie
Luis Pasamontes
Votar
1 votos

Fotos Graham Watson

No soy un experto en ciclocross aunque lo sigo, pero me vais a permitir que esta semana dedique mi blog a esta modalidad. Un joven alicantino es el bendito culpable de ello y me encanta tener que utilizar el adjetivo de “joven” a la hora de hablar de deporte, el futuro los necesita. Un circuito castigado por la nieve, el hielo y el frío hizo que se complicaran los entrenamientos durante toda la semana. A veces parece que las casualidades no existen, pero curioso que la nieve llegara a la zona de levante este invierno, algo realmente atípico, tal vez un presagio, un saludo anticipado. Atípico es ver también a un español colarse en el podio de una modalidad dominada por belgas y holandeses, hasta ahora. Él lo ha hecho y como decía Walter Bagehot “el mejor placer en la vida es hacer lo que la gente te dice que no serás capaz de hacer”.

El domingo, mientras Nadal y Federer deleitaban con su juego a los aficionados, Felipe Orts hacía lo propio con su entrada “a lo Sagan” en la meta de Bieles (Luxemburgo). Levantando su rueda delantera a una mano y embarrado, disfrutaba de un magnífico segundo puesto en el Mundial de Ciclocross. Sabéis que me gusta hablar de las personas, más que de los resultados. Todo el mundo habla de cualidades físicas, estas indiscutibles por lo conseguido, pero su inteligencia ha sido fundamental. Curioso que a veces se utiliza la expresión “es muy bueno, pero le falta cabeza” ¿ en qué quedamos, es bueno o le falta inteligencia? Ser inteligente en el deporte, tener una inteligencia emocional desarrollada es tan importante o más que ir rápido por encima del barro, como en este caso en particular.

Dicen de Felipe que tiene una gran confianza en si mismo. De nada sirve confiar en el agarre de los tubulares si no confías ti; tú eres el que llevas el control de estos desde el sillín, desde el manillar. Trabajo, entrenamiento y compromiso son otros factores que refuerzan la confianza. Y cómo cuesta cuándo te encuentras bien sujetarte y retenerte, esa euforia te empuja adelante sin que apenas te des cuenta. Algunos lo llaman tener “sangre fría”, que por el clima podría ser, pero yo lo llamaría confianza plena. Estar lo suficientemente seguro que tu estrategia es la que tienes que seguir, aunque tus piernas y el resto de rivales directos se empeñen en hacerte ver que eso no es lo que debes hacer.

Todos se fueron tras los holandeses y Felipe se quedó en su sitio, dónde creía que debía rodar. Las vueltas fueron haciendo mella en los demás y en él también, por supuesto, pero aún tenía un poco más que el resto. Esto le permitió adelantar en las últimas vueltas a unos cuantos que tal vez no tuvieron esa visión y esa confianza que está al alcance de pocos.

Me quedo con una imagen, en el primer obstáculo (doble escalón con tablón) de la primera vuelta, los cuatro ciclistas que le precedían se bajan de la bici y Felipe los pasa con una firmeza que determinaba su concentración y seguridad para el resto de la carrera. Subcampeón del Mundo, flanqueado por dos holandeses, ya había vivido una gran actuación en el Mundial del pasado año en dónde terminó sexto. A veces podemos pensar que la gente no nos conoce hasta que hacemos algo grande, algo que tenga una verdadera repercusión internacional. Pero, ¿quién nos conoce cuándo eso ocurre?, realmente pienso que nos siguen conociendo las mismas personas que antes. Puede que se hable más de lo conseguido pero las personas más cercanas, las que han vivido a tu lado el esfuerzo, tu trabajo diario como opositor a bombero, tus lagrimas, injusticias, alegrías, satisfacciones… esas son las personas que nos siguen conociendo. Y lo mejor de todo es que ellas van a estar siempre, te cuelgues o no una medalla, para ellas siempre serás el mismo.

Ahora todo el mundo habla de Felipe Orts, hasta yo, aunque le seguía desde hace tiempo y había oído hablar de él. Puede parecer injusto este deporte, el pasado año era igual de bueno, únicamente que cuatro ciclistas llegaron delante de él. Los factores externos en deporte son determinantes, pero en ciclocross en concreto más aún. Hace unos días decía en radio que importante es acompañar a los deportistas antes, durante y después de sus carreras deportivas. Fundamental reconocer los pequeños logros, por encima de los grandes. Recuerdo en mi época amateur, lo importante que era saber que aunque no ganara estaba haciendo las cosas bien. Si únicamente valoramos los grandes resultados podemos llegar a pensar si no llegan que nada hacemos bien, que no tiene sentido entrenar cada día o sacrificar muchas otras cosas para llegar a lo más alto. Disfrutar al máximo de vuestras pequeñas metas, aunque penséis que son insignificantes, son las autopistas que os llevarán a las grandes. Gracias Felipe por tu actuación y por poner a una modalidad cada vez más implantada en España, en lo más alto de un Mundial. Y recuerda que las personas verdaderamente importantes te conocían, te conocen y te conocerán, hagas lo que hagas. Enhorabuena campeón.

  • Luis Pasamontes
  • @pasamontesluis
  • www.luispasamontes.com

Comentarios

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.