Gran Prueba: Lightweigh Urgestalt

Pura exclusividad. Pocas marcas pueden presumir de haber convertido sus productos en oscuros objetos de deseo para los cicloturistas.
Sergio Palomar / Fotografía: www.cesarlloreda.com -
Gran Prueba: Lightweigh Urgestalt
Gran Prueba: Lightweigh Urgestalt

Es increíble como una marca tan centrada en un producto en particular, con una producción limitada y prácticamente artesanal además de focalizada en un nivel de calidad bastante elitista consiga estar en boca de todos los cicloturistas. Un objeto de deseo que ha forjado su mito con lemas como “no las compres si no puedes comprar otras” o con la época en que muchos ciclistas profesionales no dudaban en pagarlas de su bolsillo para contar con unas ruedas que a estas alturas no tienen nada que demostrar, rozan la perfección. Pero claro, algo faltaba para lograr, nunca mejor dicho, la cuadratura del círculo y es que unas ruedas no son más que un elemento decorativo si no van montadas en una bici.

Pocos pueden presumir de que sus productos se conviertan en objeto de culto, piezas capaces de ocupar los sueños de muchos ciclistas. Lightweight sí puede hacerlo.

Así que no quedaba otra que ponerse manos a la obra y diseñar un cuadro que vistiera a la perfección a su gama de ruedas y claro, llevando el nombre de Lightweight estaba claro el estilo a elegir. Un cuadro puramente deportivo, en el que la rigidez fuera la característica más destacable y se consiguiera maximizar las dotes escaladoras. Sobre un diseño de líneas bastante clásicas en el que no se ha buscado tanto un aspecto llamativo como lograr un cuadro sobrio y elegante a la par que efectivo, se aplican conceptos sobradamente probados en pos de ese objetivo. En marcha comprobamos desde la primera pedalada como cuadro y ruedas funcionan al unísono por un lado por la gran rigidez de toda la zona inferior, desde las vainas hasta la pipa. La Urgestalt admite arrancadas y sprints de pura fuerza sin que su pedalier se amilane lo más mínimo. Por otro lado destacable es el bloque de dirección que apoyado en la rigidez de las ruedas hace de la Urgestalt una bicis tremendamente ágil y precisas. Es por ello que a pesar de tratarse de una escaladora nata, nos ha encantado bajando por su gran efectividad, aunque eso sí, cuidado con emocionarse ya que no perdona errores, un papel que suele resultar complicado de desempeñar para una máquina que pasa por poco de los 6 kg.

Para mis ruedas

El trabajo necesario para estar a la altura de las ruedas Lightweight se preveía intenso, pero con el resultado en la mano la marca ha cumplido con solvencia. A primera vista no es un cuadro que llame la atención. Aspecto muy clásico y sobrio. Es al acercarnos cuando nos damos cuenta que ante todo se ha priorizado la búsqueda de rigidez. Delante una musculosa pipa de dirección con rodamiento inferior de 1,5’’. A ella llega un tubo superior ya de por sí de generoso diámetro que en la parte delantera transforma su sección oval en cuadrada para aferrarse con ganas a la pipa. Algo parecido ocurre con la parte inferior donde el tubo diagonal nace pentagonal para adquirir una gran sección ovalada que se come la caja de pedalier BB86 y dividirse en dos sólidas vainas de sección cuadrada. Con unos tirantes y tija también generosos vemos que el aspecto confort queda reducido a un segundo plano como podemos apreciar en carreteras de firme irregular. Sólo vale el rendimiento.

Circulos perfectos

Evidentemente esta Urgestalt no podía venir montada con unas ruedas que no fueran Lightweight. Para nuestra unidad se ha elegido el modelo más accesible, las Meilenstein -las antiguas Standard- en versión para tubular. Con sus 47,5 mm de perfil y un extraordinario peso de 1,1 kg resultan perfectas para todo uso. En condiciones de viento se mantienen bastante estables a pesar de su perfil en V y añaden un plus de viveza a cualquier bici merced a la extraordinaria rigidez lateral propiciada por su construcción full carbon y cómo no por livianas. Esa rigidez juega en su contra en carreteras en mal estado donde, sin llegar a resultar incomodas, sí que transmiten más vibraciones de las deseables. Sin embargo, nada importa cuando encaramos un repecho con fuerza y notamos como las piernas nos piden un piñón menos o como logran que la bici se sostenga en la trazada por muy intenso que sea el apoyo en las curvas. Esto reafirma el papel de las ruedas a la hora de determinar el carácter de una bici.

Urgestalt es sinónimo de deportividad pura, sin concesiones. Una bici que pierde su sentido si no la acompañamos de buenas dosis de ácido láctico.

Cuidado por el detalle

Merece la pena dedicar un rato a fijarse en los pequeños aspectos que redondean el fino trabajo llevado a cabo en el Urgestalt. Tras la pipa de dirección las entradas del cableado interno se integran totalmente en la línea del tubo diagonal con unos topes fácilmente intercambiables en función de si usamos cambio mecánico o electrónico. Siguiendo hacia atrás la vaina derecha integra una pequeña placa protectora para evitar dañar el cuadro en caso de salida y ya en las minimalistas punteras la salida del cable de cambio aprovecha un minúsculo hueco para ubicarse. Sin embargo lo que más llama la atención es el cierre de la tija integrado en el cuadro con el tornillo de apriete colocado en una nada habitual posición bajo el tubo horizontal. Logra unas líneas muy limpias. Por cierto, hablando de la tija, destacar que la cabeza está diseñada para ser utilizada tanto con sillines convencionales como Monolink incluyéndose con el cuadro un cabezal para cada sistema.

De la casa

 

No sólo ruedas y cuadros. Ya metidos en faena Lightweight añadió a mediados del año pasado el manillar Rennbügel de tan sólo 168 g. Tiene unas cotas extrañas ya que aunque su alcance es reducido, la caída es casi la de un manillar clásico, acentuando el carácter deportivo de la bici. A pesar de su ligereza no hay nada que objetar en cuanto a su solidez cuando balanceamos la bici con fuerza. La otra pequeña golosina que nos han traido los alemanes es el minimalista portabidón Edelhelfer, de precioso diseño a base de dos finos anillos de carbono cruzados que sujetan el bidón. Lo hacen contundentemente, sin importar los ínfimos 18 g donde para la báscula. Lo único que hay que tener ojo ya que no acepta bien todos los bidones, algunos no entran bien y otros quedan con un poco de juego y al tratarse de una estructura rígida poco se puede hacer.

Geometría

Aunque la talla probada era mayor de la que nos correspondería, el carácter deportivo de la Urgestalt es claramente perceptible. Mucho espacio arriba para estirarse y adoptar una posición de ataque, pipa de dirección baja, vainas cortas y una distancia entre ejes igual de reducida son los ingredientes que transforman la creación de los alemanes en un auténtico misil cuando la carretera se encara hacia el cielo. Esta Lightweight es una bici que requiere cierta habilidad para sacarle todo el jugo ya que es realmente inquieta, en especial a alta velocidad. La dirección tan vertical se suma a la escasa longitud para necesitar tan solo una insinuación para ponerla allí donde queremos por muy reducido que sea el hueco o cerrada la curva.

Talla 58

Tubo superior (1)

575mm

Ángulo de sillín (2)

73º

Ángulo de dirección (3)

73,5º

Tubo de sillín (4)

560mm

Vainas (5)

405mm

Entre ejes (6)

996,4mm

El juicio

Llegados a este punto seguro que muchos tenéis la misma pregunta en la mente ¿ha llegado Lightweight al mismo nivel de excelencia de sus ruedas en la Urgestalt? El cuadro es excelente, vivo y con una personalidad muy clara hacia lo deportivo, sin embargo, como ocurre con todo, la perfección no se consigue de la noche a la mañana, tiene su camino y los de Friedichshafen están comenzando a andarlo. Eso sí, la primera andanada ha situado el listón a un muy buen nivel. Sin tener ningún aspecto claramente criticable, tiene su pequeño lunar en el apartado del confort, bastante mejorable si tomamos como referencia otros cuadros de primer nivel del mercado. Aun así, nos encanta la filosofía elegida por cuanto la Urgestalt no hace sino resaltar aún más las grandísimas cualidades de las ruedas a las que sirve de soporte, auténticas protagonistas del conjunto. A lo mejor estamos equivocados y esa es la verdadera razón de ser de la última creación de Lightweight.

Puntuación

8,4

Estabilidad

8,5

Frenado

8,7

Comodidad

8

Cicloturismo

8

Competición

9

Lightweight Urgestalt

Pincha sobre la fotografía para acceder a la galería fotográfica completa

Cuadro

Cuadro

Urgestalt

Horquilla

Urgestalt

Tallas

48, 51, 54, 56, 58, 60

Colores

Carbono mate

Transmisión

Bielas

SRAM Force 22 53/39

Desviador

SRAM Force 22

Cambio

SRAM Force 22

Mandos

SRAM Force 22

Cadena

SRAM PC1170

Ruedas

Ruedas

Lightweight Meilenstein

Casete

SRAM Force 11-28

Tubulares

Schwalbe Ultremo HT

Frenos

SRAM Force

Componentes

Manillar

Lightweight Rennbügel

Potencia

3T ARX II Pro

Tija

Lightweight

Sillín

Prologo Zero II nack

Cifras

Peso Total

6,170 kg (sin pedales)

Precio

4.500 € (kit cuadro)

Distribuidor

BikeStage, 918475197

Página Web

Lightweight

 

Galería relacionada

Lightweight Urgestalt

Te recomendamos

Euskadi te espera. Pero, ¿cuál, de entre sus diferentes caras, es tu favorita? No es ...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...

La marca suiza presenta tres chaquetas técnicas, de la colección Mille GT, para comba...

Un espectacular duelo tierra-aire entre el Kia Stinger GT y un Airbus Helicopter AS 3...