Ion Izagirre vuelve a ponerse un dorsal: “Quiero verme en competición”

Seis meses después de su caída en la etapa inaugural del Tour, regresa a la competición la próxima semana en el Tour Down Under
Ciclismoafondo.es. Foto: Bettini Photo. -
Ion Izagirre vuelve a ponerse un dorsal: “Quiero verme en competición”
Ion Izagirre vuelve a ponerse un dorsal: “Quiero verme en competición”

Seis meses después de su grave lesión por su caída en el Tour de Francia, Ion Izagirre (1989, Bahrain-Merida) volverá a ponerse un dorsal en el australiano Tour Down Under (16-21 enero). Su proceso de recuperación de las dos vértebras fracturadas en la contrarreloj inaugural del Tour en Düsseldorf se ha culminado sin contratiempos; ahora falta la prueba final en competición.

Hasta su accidente, el menor de los Izagirre había cumplido las expectativas en 2017: tercero y podio en la Vuelta al País Vasco, bronce en el Campeonato de España en línea, quinto en el Tour de Romandía y Lieja-Bastoña-Lieja, sexto en el Tour de Suiza, séptimo en la París-Niza y la Amstel Gold Race, y solo una caída en la crono le impidió disputar el triunfo a Alejandro Valverde y Alberto Contador en la Vuelta a Andalucía. La caída en el Tour, sin embargo, frustró todas sus aspiraciones y dijo adiós a la temporada con 41 días de competición. A partir del próximo 14 de enero, con el Critérium previo al Tour Down Under, buscará recuperar sensaciones.

 

¿La lesión de las vértebras es historia?
Historia será cuando quite la placa y la tenga en casa. Pero la verdad es que no me puedo quejar, estoy entrenando bien, con normalidad. Me estoy encontrado físicamente muy bien. En cuanto a los datos, los test, estoy parecido al año pasado, y no he tenido molestias y problemas de espalda. Incluso probé la cabra por primera vez después de la caída. No he tenido ninguna molestia, ni dolor ni nada parecido. La cosa va bien.

¿Ha tenido que adaptar su postura sobre la bicicleta?
No, tampoco me apetecía cambiar de posición. Prefería ejercitar yo más mi cuerpo, mi espalda, mi flexibilidad, que cambiar la posición; trabajar yo más y mantener la posición anterior, en lugar de al revés.

¿Se ha podido mantener en su peso pese a su inactividad?
Nunca he tenido problemas de peso. Estoy igual. La placa, los gramos de la placa, tampoco han influido (risas). Estoy como otros años, no es excusa.

¿Qué ha sido lo peor desde su caída en Dusseldorf?
Lo peor era la lesión en sí. Al principio piensas en la caída, en el Tour, que todo el trabajo se ha ido al traste, pero cuando te dicen la gravedad de la lesión, lo que te viene, que el camino es largo por delante, piensas si la operación va a salir bien, qué secuelas van a quedar, si voy a ser el de antes... Cuanto antes lo asimiles y lo afrontes, que hay que ponerse las pilas para trabajar, mejor. Entonces, esos momentos en el hospital antes y después de la operación son momentos difíciles, nuevos para mí porque nunca me habían operado, en Alemania. Entonces, es importante que la familia esté contigo. La rehabilitación ya en casa fue todo bien y eso es lo que cuenta.

¿Cómo se siente ante su regreso a la competición?
Como un neoprofesional. Tengo unas ganas como si fuese un neo. Todo ha ido sobre ruedas, sin ningún contratiempo especial, cumpliendo los plazos, despacio, pero seguro. Pedí expresamente al equipo comenzar antes sobre todo para verme yo mismo cómo puedo estar en competición. Sobre todo, la confianza en la bici, en el pelotón, en las bajadas, a la hora de arriesgar... Cuanto antes empiece a coger la confianza, mejor.

¿Cuál será su calendario?
Tour Down Under, Abu Dhabi, Tirreno-Adriático o París-Niza, Vuelta País Vasco, las tres clásicas de las Ardenas, Amstel, Flecha y Lieja, Tour de Romandía, Tour de Suiza, Tour de Francia y Vuelta a España.

¿Volverán a ser las vueltas de una semana su objetivo?
El año pasado, conforme se acercaba el Tour sí que lo preparé bien para intentar estar en la pelea de la general, luchar por el top ten. Ahora bien, lo que marco yo para empezar la temporada es lo de los últimos años: las vueltas de una semana. Mi palmarés lo avala. Son carreras en las que me encuentro bien. Y cada año que pasa conozco más las vueltas, los puertos, porque son recorridos parecidos y afrontas las carreras con más serenidad y calma. Además, Nibali hará el Tour como líder y le ayudaremos en todo lo que podamos. Y eso quita presión.

Una novedad es que tendrá de nuevo a su hermano Gorka a su lado.
Sí, después de este año nos juntamos otra vez en Bahrain. La verdad es que ya tenía ganas de que estuviese otra vez a mi lado. Yo creo que si va todo bien, podemos hacer una buena temporada, aportar al menos grandes resultados.

 

Te recomendamos

La marca española TwoNav presenta su nueva generación de dispositivos GPS enfocados a...

La compañía de neumáticos premium Hankook tiene sus miras puestas en el presente… y e...

Si quieres estrenar coche nuevo, ésta es tu oportunidad: participa en Best Cars 2019,...

La marca suiza presenta tres chaquetas técnicas, de la colección Mille GT, para comba...

Un espectacular duelo tierra-aire entre el Kia Stinger GT y un Airbus Helicopter AS 3...