Óscar Pereiro echa el cierre

El gallego adelanta que su retirada puede ser cuestión de días debido a las bajas cifras económicas que el Astana va a pagarle después de haber firmado un contrato con el equipo de Alberto Contador
admin -
Óscar Pereiro echa el cierre
Óscar Pereiro echa el cierre

"De vicio. Esto se clarifica", decía Óscar Pereiro hace algo más de una semana. Lo vocalizaba por teléfono, pero una sonrisa se podía traspasar entre los aparatos. Visible. Su mirada volvía a recuperar la ilusión. Acababa de aterrizar en Madrid, para grabar un programa para una cadena de televisión en la que aparecerá en breve como invitado y recibía, nada más pisar la capital española la confirmación del que el Astana ya contaba con la licencia PRO-Tour gracias al beneplácito de la UCI y la presentación de los últimos avales. El gallego había firmado un pre-contrato que le acercaba al Astana para el 2010. Era más que eso, aunque él no lo sabía. Atado de pies y manos. Entonces no le importaba, todo lo contrario. Le hacía soñar con volver a ser aquel ciclista peleón que puso en jaque a los Alpes en el Tour de Francia, primero con el Phonak y que conquistó una extraña edición, la del 2006, con una fuga rentabilizada en el posterior positivo de Floyd Landis. Allí empezó su espectáculo. Se colocó, casi sin quererlo, en primera fila del escenario. Ahora, tres años después, con cicatrices por caídas tan graves como la del año pasado en el Col del Angel, lesiones y retiradas por desánimo en el camino, ese telón puede bajarse definitivamente. "Lo más probable es que éste sea mi adiós".


Lo dice rodeado de periodistas, su medio natural, en el que se desenvuelve como nadie. Así ha sido desde que se aupara con la victoria en los despachos del Tour de Francia. Desde entonces, su carrera ciclista y su vida han dado un vuelco. Y ahora, Pereiro quiere darle el definitivo, desligarse del todo del mundo del ciclismo. Pero para ello tiene que romper la fuerte soga que el Astana le ha puesto en el cuello. Atado. Porque aquel contrato que firmó con el equipo kazajo entrará en vigor el próximo 1 de enero del 2010. Lo firmó el mes pasado, una vez que el director deportivo del Astana, Giuseppe Martinelli comprobó el carnet biológico del gallego. "A partir de ahí, empecé a observar un distanciamiento entre las dos partes porque no tenía noticias de ellos. Luego, tras varios días de incertidumbre, me llamó el manager del Astana, Yvon Sanquer para ver si podíamos renegociar el contrato y le digo que no porque ya lo había rebajado en un tercio". Promesas incumplidas.


Pereiro también ha relevado que el propio Sanquer se puso en contacto con él para avisarle de que estaba recibiendo presiones para romper el contrato firmado con Pereiro. "Me dijeron que no podían llegar al presupuesto y que se habían precipitado en firmarme en esas cantidades. Les digo que me entiendan y que no voy a rebajar las cantidades, compitiendo en un país extranjero y con todo nuevo. Mi sueldo iba a ser tres o cuatro veces menor que el que cobraba en el Caisse d'epargne", explica el gallego. Nada. Oídos sordos. A consecuencia de ello, Pereiro se encuentra paralizado. Sin poder moverse hacia ningún lado. "Mis representantes están buscando una salida, hablando con otros equipos". Pero Pereiro ya tiene equipo. "Tampoco podría firmar por otro club porque habría duplicidad de contratos. Antes tendría que rescindir con Astaná". Implora a lo imposible.



"Les avisé que el tema lo había puesto en manos de mis abogados y que éstos me dicen que es bastante defendible porque hay numerosos hechos que demuestran que hay un acuerdo entre las dos partes". Dice Pereiro que irá "hasta el final", hasta que su escenario no aguante más y reviente. "Si en cinco días no dan marcha atrás denunciaré al equipo". Así hasta que se vea obligado a bajar el telón definitivo. "Soy realista y sé que éste puede ser mi adiós", repite. Pero asegura estar "tranquilo. Si me retiro comenzaré una nueva vida. Desde hace cuatro meses ya tenía en mente que igual ésta era mi última temporada". Se avecina el cierre, pero no puede negar que tras las desilusiones y depresiones "la opción del Astaná me había devuelto la ilusión".

Galería relacionada

Óscar Pereiro echa el cierre

Te recomendamos

La compañía estadounidense aceptó el reto de conseguir una versión de su bici escalad...

¿Qué sillín Syncros necesitas? Comparamos dos opciones de precios populares para cicl...

La marca alemana SKS, referente en bombas, herramientas y accesorios, estrena los Spe...

Diseñadas en la alta competición, adaptadas para todos los ciclistas...

Salimos a rodar con el Ventral Air SPIN de Poc, un casco cómodo y ventilado para hace...

Un modelo desarrollado en colaboración con el equipo del actual Campeón del Mundo que...