Desplazamiento y acumulación de público, principal preocupación de las carreras ciclistas

"Si los ciclistas y equipos están controlados, lo único que pude preocupar es el movimiento de público", dice Cesáreo López, jefe de los servicios médicos de la RFEC

Carlos de Torres (EFE). Foto: Bettini Photo

Desplazamiento y acumulación de público, principal preocupación de las carreras ciclistas
Desplazamiento y acumulación de público, principal preocupación de las carreras ciclistas

Dando por hecho que las medidas sanitarias impuestas por la UCI para la disputa de carreras "son lógicas y necesarias para proteger la salud del ciclista", el desplazamiento y acumulación de público "se convierten en la principal preocupación" en el entorno de la competición, según Cesáreo López (León, 64 años), jefe de los servicios médicos de la Federación Española (RFEC)

Cesáreo López, especialista en medicina de la Educación Física y del Deporte, indica a EFE desde el Hospital de León, que "si los corredores y equipos están controlados, lo único que pude preocupar es el movimiento de público, ya que a una carrera asisten aficionados de todo el mundo y no sabemos qué controles se van a hacer. Es un tema complejo. A nadie se le pide un certificado de no tener Covid. Eso ya es un trabajo de las autoridades públicas".

"Ha cambiado la forma de vivir y de enfermar y eso repercutirá en el deporte. Las condiciones para competir van a ir variando según la situación de la pandemia, en cada fase se tomarán unas medidas u otras, pero ante todo está la salud de los deportistas", señala Cesáreo López, médico con 20 años de trayectoria en la RFEC.

Las medidas sanitarias anunciadas por la UCI la pasada semana están en la misma línea, orientadas a la prevención y la adaptación a un deporte nómada, con continuos cambios de hotel y de zona geográfica. "Son medidas rigurosas, pero necesarias. Hay que analizar el riesgo que hay y tomar unas medidas que pueden ir cambiando según el lugar, la incidencia en la zonas. Tener en cuenta que en ciclismo se mueven no solo ciclistas, sino muchos más profesionales: mecánicos, masajistas, prensa.. y la recomendación general es que todos tengan el PCR para competir y entrar en la burbuja de la caravana".

 

Si se cumplen las medidas, no debe haber problemas en el pelotón

Las medidas de prevención serán especiales a nivel personal, de equipo y de pelotón en carrera. Los controles para cada componente del pelotón serán diarios, así como la desinfección en los autobuses, los hoteles, etc. "Cumpliendo las normas no debe haber problema", afirma Cesáreo López, quien admite, no obstante, cierto riesgo por el factor de la movilidad, "ya que es un acontecimiento al aire libre, en movimiento continuo que supone un riesgo especial, por lo que habrá que tomar medidas especiales.

Con la carrera en marcha, el hecho de juntarse 200 ciclistas, sin guardar la distancia de seguridad, en pleno esfuerzo y "echándose el aliento", no debe representar ningún problema, pues se trata de personas que dentro de sus burbujas ya han pasado controles de salud.

"Se habla de la burbuja del equipo, y luego está la del pelotón, todos corren controlados. Se trata de un conjunto de personas limpias, libres de Covid, que cuidan su limpieza de manos, desinfectan el calzado, usan guantes, gafas.... hay controles previos y un medico que coordina. Hay muchos filtros para evitar problemas...."

 

Controlar al público es muy importante

Un aspecto importante, y ajeno a las medidas sanitarias de la UCI, es el de la presencia del público en las carreteras, especialmente las aglomeraciones en salida, meta y en los puertos. "Eso depende de los organizadores, pero habría que controlar el acceso del público a las zonas de meta, poner gradas de separación, en definitiva pensar en tomar medidas de precaución. Los espectadores no tienen filtro, el resto si".

El doctor de la RFEC recuerda que la guía de medidas sanitarias "está viva y puede evolucionar según el lugar de la carrera, el momento", y que en un momento dado se tendrían que tomar las medidas oportunas con el fin de evitar rebrotes", situaciones que deben prever los organizadores de las carreras y las autoridades sanitarias.

"Todo lo veremos en la primera competición, pueden aparecer riesgos no pensados. Algunos tendrán sus críticas por algún motivo, pero sacarán conclusiones".