Aspectos positivos del borrador

En estos últimos hilos hemos de algún modo puesto al descubierto los aspectos negativos de la reforma propuesta del Reglamento General de Circulación. Pero también existen aspectos positivos que es bueno resaltar. Algunos los habéis descubierto vosotros, como el caso de la posibilidad de rebasar los semáforos en rojo si éstos regulan paso de peatones respetando su prioridad de paso.
Alfonso Triviño -
Aspectos positivos del borrador
Aspectos positivos del borrador

En estos últimos hilos hemos de algún modo puesto al descubierto los aspectos negativos de la reforma propuesta del Reglamento General de Circulación. Pero también existen aspectos positivos que es bueno resaltar. Algunos los habéis descubierto vosotros, como el caso de la posibilidad de rebasar los semáforos en rojo si éstos regulan paso de peatones respetando su prioridad de paso.

Hay soluciones bastante aceptables. En primer lugar, los resaltos. Muchos Ayuntamientos y Diputaciones van por libre en el diseño y colocación de los mismos, y lo que sí puede imponer la DGT es que no se considerarán obstáculos cuando los resaltos estén homologados por Fomento, por lo que aquellos que vayan “por libre” sí serán considerados obstáculos cuando no se adapten a lo que especifique la propia DGT, si es que provocan un accidente especialmente a ciclistas.

Es muy positivo también el que explícitamente se nos autorice a adelantarnos hasta las intersecciones transitando entre el resto de vehículos que estén detenidos en su carril, aunque la solución es mejorable dado que no está claro con la redacción dada si se contempla la autorización para adelantar también por la derecha además de por la izquierda tan sólo en vías con límite superior a 50 km/h eliminando la posibilidad de avanzar por la derecha en las vías urbanas cuando el carril derecho esté congestionado.

Un avance fundamental es la posibilidad de circular en paralelo sin excepciones, lo cual nos ofrecería este medio de protección propia sin estar pendientes de cuántos vehículos tenemos detrás o si ahora hay que ponerse en fila de a uno en una zona de curvas.

Una de las normas que se han podido negociar y ha sido aceptada es que el ciclista pueda ir por el centro de la calzada en ciudad, y por el carril que más le convenga a su destino. Ya en su momento pudimos explicarles a la DGT que el Ayto. de Madrid había aprobado una Ordenanza absolutamente nefasta para los ciclistas, obligándoles a ir por el centro del carril y sin posibilidad de rebasar al resto de vehículos impidiéndoles acceder al carril de la izquierda. Pues con este Reglamento de la DGT de un plumazo se podría haber acabado con esta Ordenanza, ya que se pasaría  de la “obligación” de ir por el centro del carril derecho, a un “podrá”, lo cual representa una opción libre dependiendo de la situación del tráfico. Y por supuesto se autorizaría a adelantar o transitar por el resto de carriles.

Y además, en las aceras bici, la maldita Ordenanza Madrileña otorga prioridad de paso a los peatones para cruzarlas a su antojo, algo muy peligroso cuando se circula en bici por ese tipo de acera por lo que representa de súbita irrupción del peatón en un espacio destinado a la circulación de bicicletas. La DGT deja muy claro en el borrador que la prioridad en ese espacio es del ciclista, por lo que es el peatón quien debería extremar las precauciones cuando cruce por la acera bici. Y además establece la prohibición de que el peatón transite por ellas.

Otro avance que nos parece lógico es que el ciclista “pueda” hacer uso del timbre, algo muy distinto de la obligación de portarlo como hasta ahora.

También se abre la posibilidad de la circulación en las aceras, eso sí, si el Ayto. de turno así lo establece en su Ordenanza. Al menos se retiraría la taxativa prohibición actual impuesta por el Reglamento General de Circulación. Pero siempre, y sin excepciones, se deberá respetar al peatón su prioridad, circulando a su paso, y con las garantías de no suponer un riesgo añadido. También en todo caso los menores de 14 años podrán circular por las aceras. ¡Ah! Y por supuesto, aquellos expertos en el slalom callejero entre transeúntes serán multados.

Más mejoras: La posibilidad de ir por todo el centro de la rotonda e incluso por la izquierda, esto es, por aquel lugar donde el ciclista sea más visible y su discurrir más seguro, evitando el resto de vehículos cortarle su trayectoria y reduciendo la velocidad.

Se elimina el límite de 45 km/h, lo lógico, pero actualmente en vigor.

Una de las reivindicaciones de los urbanos es circular en contrasentido en calles con límite de 30 km/h. El proyecto así lo contempla, siempre y cuando la vía esté debidamente señalizada.

Se crea zona 30 en calles con un solo carril y sentido único, para garantizar una circulación calmada que no ponga en peligro al ciclista.

Otra reivindicación de los urbanos: autorizarían el transporte de personas en remolques.

También será legal  el uso de distanciadores de seguridad que midan hasta un metro desde el eje de la bici, y sean flexibles.

Y finalmente se podrá, como hasta ahora, transportarse la bicicleta dentro del vehículo, bien sujeta, eso sí. El proyecto borrador anterior suprimía esta posibilidad y al final pudimos reconducir el texto.

Como veis se ha trabajado duro. Insisto que es una pena que todo esto pueda caer en el olvido o que no se acepten las correcciones propuestas y que hemos explicado en otros hilos, según lo que demanda el consenso logrado.

LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

Universitaria, soltero, familias, viajeros, ejecutiva… Sea cual sea tu perfil de vida...

Sabemos que no decís "no" a un reto y más si os puede llevar hasta la Garmin Titan De...

Proporcionar una posición cómoda sobre la bici y una gran absorción de las irregulari...

Mejoras en la aerodinámica, rendimiento y diseño a un nuevo nivel...

El sillín mítico, SLR evoluciona con una versión ultra ligera que se mantiene como la...

La Ronde Van Vlaanderen vivirá otro momento legendario durante los primeros días de s...