Flandes: paraíso cicloturista

Tierra sagrada para los amantes de este deporte, Flandes es un destino cicloturista ideal durante todo el año por sus carreteras plagadas de adoquines y muros, sus paisajes con encanto y su rica oferta gastronómica y cultural
Ciclismo a Fondo para Visit Flanders -
Flandes: paraíso cicloturista
Flandes: paraíso cicloturista

El Tour de Flandes es mucho más que una carrera ciclista; es una prueba de culto, parte de la leyenda de este deporte. Considerado uno de los cinco monumentos del ciclismo, nos deleita cada año con su peculiar mezcla de dureza y belleza. Desde la provincia de Amberes hasta las Ardenas flamencas, al sur de Flandes oriental, su largo kilometraje, sus tramos de pavés, sus cotas adoquinadas de fuertes rampas, y la belleza de sus paisajes fascina a los seguidores del ciclismo.

Los nombres de algunas de las cotas por las que discurre el Tour de Flandes forman parte del imaginario colectivo de los amantes de las dos ruedas: Paterberg, Molenberg, Taaienberg… o las conocidas como cuatro "K": Koppenberg, con un 19% de pendiente en las partes más complicadas, el Kwaremont, con sus dos interminables kilómetros, el feroz Kemmelberg, y el mítico Kapelmuur -475 metros al 9,3% de media, con rampas de hasta el 19,8%- que concluye al paso por la capilla de Geraardsbergen. ¡Seguro que alguna vez, frente al televisor, te has imaginado pedaleando en este escenario de adoquines, apretando los dientes encima de tu bicicleta!

Flandes: así es el paraíso ciclista en imágenes

Siendo la más importante de las pruebas de la "semana flamenca de ciclismo" el Tour de Flandes no es la única que transita por esta zona; otras como la Omloop Het Nieuwsblad, A través de Flandes, E3 Harelbeke o Gante-Wevelgem también muestran los encantos de una región que rezuma un aroma a ciclismo auténtico, y que se consolida como destino ideal para el cicloturista que quiera revivir las sensaciones y el entorno de las mejores clásicas de primavera.

Aroma a ciclismo

Flandes es un paraíso para los ciclistas, con paisajes con encanto para organizar rutas, carreteras plagadas de adoquines y muros como los de las clásicas de primavera, con estatuas, monumentos y letreros en honor a los mitos de este deporte, y hasta con Museos dedicados al ciclismo como el Centro del Tour de Flandes, en Oudenaarde.

Pero esta región es mucho más; también sus castillos, museos, iglesias medievales, pueblos pintorescos y ciudades de arte te fascinarán. Al igual que su rica vida cultural, su oferta gastronómica -donde no puede faltar el mundialmente conocido chocolate belga-, o las famosas cervezas flamencas, algunas con reminiscencias ciclistas en su nombre como Kwaremont, Giesbaargs Muurken o Koerseklaske (que significa "gorra ciclista"), y que se pueden degustar en los típicos bares ciclistas, ambientados con carteles, maillots y fotos. Porque la gastronomía y la buena vida –al igual que el ciclismo- también forman parte del ADN flamenco. Primero, conquista los adoquines; después apaga tu sed. En www.flandes.net puedes conocer más motivos para visitar esta región.

Un viaje a Flandes supondrá una verdadera peregrinación a la tierra sagrada del ciclismo. Por un lado, muchos establecimientos atienden las necesidades especiales de estos aficionados; por otro, ni siquiera tienes que llevar tu bicicleta si eso te supone un problema logístico. Las tiendas de alquiler de bicis están siempre disponibles para los apasionados de las dos ruedas, y en ellas podrás encontrar tu compañera perfecta combinando la tradición con la innovación; ultramodernas bicis de carrera, marcos de acero superligeros, clásicos deportivos o nuevos modelos de estilo retro.

Viaja a Flandes con Ciclored

La agencia de viajes de cicloturismo Ciclored organiza paquetes de viajes a este paraíso ciclista, con actividades y servicios para convertir una escapada de unos días en unas perfectas vacaciones sobre dos ruedas. El viaje "Los muros de Flandes, más allá del Tour de Flandes" te acerca a la esencia de esta región; todos los adoquines, todos los muros, toda la historia condensada en 3 días, de viernes a domingo, plenos de ciclismo.

Del 5 al 7 de octubre es la fecha elegida para la edición de 2018 de este viaje en grupo que te acerca al Tour de Flandes pero fuera de temporada, ya que esta clásica se disputa a principios de abril. 

El precio del viaje es de 675 € y el planning arranca el viernes con una etapa suave y la visita al Museo del Tour de Flandes. El sábado te llevarán a recorrer los adoquines de Flandes por Kapelmuur, Koppenberg, Oude Kwaremont y Paterberg, en una ruta de 118 km, y el domingo es turno para los muros desconocidos de Flandes (61 km) que también los hay. Todo ello acompañados por un guía de Ciclored y furgoneta de apoyo, con la base de operaciones en el Hotel Leopold Oudenaarde (de 4 estrellas, situado en la misma línea de meta del Tour de Flandes) y con tiempo para comer, beber cerveza flamenca y hacer algo de turismo por la región, como conocer la noche de Gante, una de las ciudades más bellas y animadas de Flandes. El hotel elegido -en régimen de media pensión- ofrece servicios especiales para los ciclistas, como garaje cerrado para guardar las bicicletas, set para limpiarlas o una minitienda con productos ciclistas. Más información en Ciclored