Prueba: Trek Emonda ALR

Trek presenta en la Emonda ALR un cuadro de aluminio con un alto nivel de calidad y acabados que es complementado a la perfección por el excelente rendimiento del Shimano 105.
Jose V. Gisbert / Fotografía: wwww.ojodepezfotografos.com -
Prueba: Trek Emonda ALR
Test bicis de “1.500 €”

La gama Émonda es la apuesta de Trek por crear las bicicletas más ligeras del mercado. Los modelos con el apellido ALR se configuran sobre la base de un cuadro de aluminio Alpha Serie 300 hidroformado en lugar del más elitista carbono de los modelos superiores, pero mantiene su alto nivel de calidad y acabados; como las soldaduras pulidas Invisible Weld Technology, que nos obligarán a observar con más detalle el cuadro para confirmar que se trata de aluminio en lugar de carbono.

El largo tubo de dirección suavizará la geometría de carreras de la ALR 5, y las soldaduras pulidas pueden hacernos creer que el cuadro es de carbono en vez de aluminio.

La geometría es exactamente la misma que la utilizada por las Émonda de carbono en versión H2, en la que se alarga el tubo de dirección respecto a la más rácing H1, perfecta para los que no deseen llevar mucha diferencia entre la altura del sillín y el manillar, logrando un comportamiento equilibrado y con genes competitivos que invitan a dar pedales con fuerza gracias a la rigidez del cuadro. El grupo Shimano 105 nos hizo la vida más fácil gracias su suavidad, precisión y potente frenada.

El grupo más popular de Shimano, el 105, es garantía de precisión, suavidad y excelente frenada durante miles de kilómetros.

Durante el test echamos en falta unas cubiertas con más balón -unos más actuales 25 mm en lugar de los 23 que monta de serie-, que junto una tija de sillín muy rígida y poco absorbente, mermaban el confort de marcha y nos obligaban a elegir las carreteras con mejor firme. La solución es sencilla: una tija de carbono -que nos ayudará a rebajar el peso total de la Émonda- y unas cubiertas más anchas, que redondearán un conjunto que pide tomar parte en marchas cicloturistas exigentes o incluso en alguna carrera máster.

La falta de absorción de la tija de sillín Bontrager de aluminio empeora la comodidad de marcha. Está pidiendo a gritos una de carbono que filtre las irregularidades de la carretera.

Lo mejor:

- Calidad del bastidor.

- Grupo Shimano 105 completo.

- Ruedas tubeless ready.

Lo peor:

- Tija de sillín poco absorbente.

- Cubiertas de 23 mm.

Trek Émonda ALR

Cuadro

Aluminio Alpha Serie 300

Horquilla

Émonda full carbon

Tallas

50, 52, 54, 56, 58, 60, 62, 64

Bielas

Shimano 105 50/34

Casete

Shimano 105 11-28

Desviador

Shimano 105

Cambio

Shimano 105

Mandos

Shimano 105

Cadena

Shimano CN-HG600

Frenos

Shimano 105

Ruedas

Bontrager TLR

Cubiertas

Bontrager R1 Hard-Case Lite, 700x23c

Manillar

Bontrager Race VR-C

Potencia

Bontrager Elite

Tija

Bontrager

Sillín

Bontrager Paradigm Race

Peso total

8,505 kg (sin pedales)

Precio

1.599 €

Web

www.trekbikes.com

LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

Esta vez Joaquín Calderón cambia la bici de carretera por una Yamaha Niken, la moto o...

La bici escaladora es la protagonista de la gama de carretera más completa de la hist...

Esta moto de tres ruedas fue elegida por ASO como vehículo oficial de apoyo en el Tou...

Históricamente pocos patrocinadores del mundo del ciclismo se han implicado en la est...

Toda la energía a través de tus pies...

El sillín mítico, SLR evoluciona con una versión ultra ligera que se mantiene como la...