Arucas acogió la penúltima etapa de la Gran Canaria Bike Week

83 kilómetros de pura naturaleza por Arucas, Moya, Pinos de Gáldar, Cruz de Tejeda, Valleseco y Teror.

Prensa DG Eventos. Fotos: Gustavo Martín

Arucas
Arucas

Arucas acogió la salida y llegada de la etapa Gran Canaria Verde, la penúltima jornada de la semana de la bici que este sábado pondrá el broche de oro a su 32 edición. El municipio norteño se convirtió en el anfitrión del pelotón que partió desde el corazón de la localidad para ascender hasta Cruz de Tejeda por Moya y Fontanales.

Lo hizo en un día que se antojó caprichoso con frío, niebla y lluvia. La misma que cubre de un magnífico manto verde la geografía insular. Los participantes disfrutaron de rincones como Moya y Fontanales, así como de parajes como la Caldera de los Pinos de Gáldar antes de avituallarse en Cruz de Tejeda. A continuación, el grupo descendió por Valleseco y Teror, donde realizó un reagrupamiento ante la Basílica de Nuestra Señora del Pino. Los protagonistas recuperaron energía con productos locales para cruzar el arco de meta instalado en el parque San Juan de la Ciudad de las Flores tras 83 kilómetros y 1.900 metros de desnivel en las piernas.

La experiencia cicloturista patrocinada por el Patronato de Turismo y la Consejería de Deportes del Cabildo de Gran Canaria terminará con una ruta de 53 km entre el Faro de Maspalomas y Taurito. Un paseo por el litoral para completar los ocho días, más de 550 kilómetros y 12.000 metros de desnivel por gran parte de los municipios. El pelotón pedaleará por Pasito Blanco, Arguineguín, Puerto Rico y Taurito en la ruta denominada Love Gran Canaria.

 

Inclusión y deporte en la 4ª jornada de la Gran Canaria Bike Week

Relacionado

Inclusión y deporte en la 4ª jornada de la Gran Canaria Bike Week