Evenepoel y Bennett liderarán al Deceuninck-Quick Step en la Vuelta a Burgos

El equipo belga reiniciará la temporada en la prueba burgalesa -del 28 de julio al 1 de agosto-, a la que acudirá con un siete muy competitivo.

Ciclismoafondo.es

Remco Evenepoel, cabeza de cartel del Deceuninck-Quick Step en la Vuelta a Burgos. Foto: Bettini Photo
Remco Evenepoel, cabeza de cartel del Deceuninck-Quick Step en la Vuelta a Burgos. Foto: Bettini Photo

Más de cuatro meses después de que se parara la temporada ciclista debido a la pandemia del coronavirus, el Deceuninck-Quick Step ya planea su vuelta a la competición. Será en la muy esperada 42ª edición de la Vuelta a Burgos (del 28 de julio al 1 de agosto) para la que el equipo belga ha anunciado los siete ciclistas con los que correrá una prueba de exigente recorrido que un año más tendrá como etapas clave las llegadas al Picón Blanco y Lagunas de Neila.

Al frente de todos ellos estará Remco Evenepoel , quien había empezado la temporada 2020 a un altísimo nivel ganando las dos rondas por etapas en las que participó, la Vuelta a San Juan y la Volta al Argarve. Junto al joven talento belga, de 20 años, el Deceuninck-Quick Step llevará a la Vuelta a Burgos un equipo potente, que incluye al velocista irlandés Sam Bennett -junto a sus lanzadores Michael Mørkøv y Shane Archbold- y a uno de los mejores clasicómanos del pelotón, Yves Lampaert. Completan la alineación el portugués João Almeida y el italiano Andrea Bagioli, que trabajarán para Evenepoel. 

Actualmente el equipo se encuentra realizando en un campus de entrenamiento en altura en Val di Fassa, en los Dolomitas italianos.

evenepoel vuelta burgos

“Estamos ansiosos por volver a hacer lo que más amamos -dice Sam Bennett-. Burgos será una buena ocasión para ver cómo estamos y ponerme a prueba. La gente extraña mucho el ciclismo y estoy seguro de que todos estarán felices de volver a competir".

Por su parte, Remco Evenepoel ha diseñado su calendario -que incluye la Vuelta a Burgos, el Tour de Polonia y la Tirreno-Adriático- con el objetivo de llegar en plena forma al Giro de Italia, en el que será su debut en una gran vuelta. Pese a su juventud e inexperiencia, su descomunal talento le convierte en un ciclista a tener muy en cuenta en todo tipo de pruebas. "Cinco meses sin correr es mucho tiempo; esta situación ha sido nueva para todos nosotros y tenemos curiosidad por recuperar esa sensación de carrera y ver en qué forma nos encontramos -dice el belga-. Será importante descubrir cómo reacciona el cuerpo a este primer evento, a las altas temperaturas y la ruta difícil, pero la motivación está ahí. Tengo grandes recuerdos de España, ya que el año pasado fue aquí donde gané mi primera carrera de un día, la Clásica San Sebastián”.

Por su parte Geert Van Bondt, director deportivo del Deceuninck-Quick Step, habló de las bazas del equipo para la Vuelta a Burgos: “Todos los ciclista y el staff estamos entusiasmados por comenzar a competir nuevamente. Muchos equipos reanudarán su temporada en Burgos, por lo que podemos esperar un nivel muy alto. Tenemos dos ciclistas con los que intentaremos obtener buenos resultados allí: Remco [Evenepoel], que contará con el apoyo de João Almeida y Andrea Bagioli, y Sam [Bennett], que contará con un potente tren para los sprints compuesto por Shane Archbold, Yves Lampaert y Michael Mørkøv. La temporada es desafiante pero eso no nos asusta, solo nos motiva a mostrar de lo que somos capaces, y más ahora tras un parón tan largo".

 

Podio de la Vuelta a Burgos 2019, con Iván Ramiro Sosa escoltado por Óscar Rodriguez y Richard Carapaz.

Relacionado

Vuelta a Burgos: todas las etapas y sus perfiles